Un país libre de perros callejeros

Suena a historia de ciencia ficción, pero es real. Holanda es un país que prácticamente eliminó los perros callejeros y la tenencia irresponsable de mascotas. ¿Cómo lo lograron? Bueno, la historia es larga.

Durante el siglo XIX, el país europeo estaba prácticamente “gobernado” por perros. La cantidad de canes en las calles de esta nación era tan grande que provocó brotes de rabia entre la población, lo que sumado a las escasas medidas higiénicas de la época produjo importantes bajas en la zona. Como consecuencia de esto, los holandeses comenzaron a abandonar a sus mascotas en las calles.

 Dr1 copia

En los últimos años, los neerlandeses también optaron por abandonar a los perros que no eran de raza. Esto aumentó aún más la población de perros callejeros, poblando nuevamente de forma masiva las calles del país de los tulipanes y obligando al estado a tomar cartas en el asunto para frenar el aumento.

Así, el gobierno ordenó castrar masivamente a los perros callejeros asumiendo el costo de dichas operaciones de esterilización. También, elevaron las multas por el abandono de un perro en la calle. Si se te ocurre abandonar un perro en las calles de los países bajos arriesgas tres años de cárcel, además de tener que pagar cerca de 16.000 euros. Otra medida interesante es que elevaron notablemente los impuestos por comprar perros de raza. De esta forma, la gente prefiere adoptar en lugar de comprar uno.

Segen

De acuerdo con un informe realizado por la Subsecretaría de Desarrollo Regional en el 2014, en Chile existen aproximadamente cerca de 3.500.000 perros callejeros. ¿Qué esperamos para hacer algo al respecto?

facebook.com/educacioncaninachile/

Twitter: @educacionknina